martes, 9 de octubre de 2018

Chi Kung: 5 sabores, 5 consciencias





La MTC (Medicina Tradicional China), sostiene que el universo y por ende los humanos, estamos constituidos de 5 elementos que son: Madera, Fuego, Tierra, Metal y Agua.
Cada uno de ellos existe por generación y control de otro elemento a saber:
La Madera genera el Fuego. El fuego, La Tierra. La tierra el Metal y éste el elemento Agua.
A su vez, cada uno de ellos pasa a controla r a otro elemento para que, de ese modo, la vida pueda mantenerse y desarrollarse dentro de cierto orden y equilibrio. Esto sucede del siguiente modo.

La Madera controla la Tierra (las raíces se hunden en ella)
EL Fuego, controla el Metal (lo funde)
El Metal, controla la Madera (el hacha corta el árbol)
El Agua, controla el Fuego (lo apaga)

Cada uno de esto 5 elementos, está a su vez, asociado por su funcionamiento, con un órgano en particular.
La Madera - Higado

El Fuego - Corazón

La Tierra - Bazo/Pancreas

El Metal - Pulmones

El Agua - Rñones

A continuación, paso a explicar cómo los sabores, también asociados a los 5 elementos, producen diferentes efectos en nuestra vida.

El Hígado se corresponde con el sabor Ácido.
El Corazón con el sabor Amargo.
El Bazo con el sabor Dulce.
Los Pulmones con el sabor Picante.
Los Riñones con el sabor Salado.






Efectos de estos sabores en dichos órganos:

SABOR ÁCIDO – Corresponde al elemento Madera. – Órgano: Hígado. – Estimula la absorción, la contracción y ayuda a descomponer la grasa.



 A. Relación de generación, relaciones fisiológicas: El elemento Madera ( Hígado) genera al elemento Fuego, cuyo órgano correspondiente es el Corazón.   Podría explicarse esta relación ya que los alimentos ácidos por lo general son una fuente excelente de vitamina C y de Flavonoides. Los flavonoides protegen contra las enfermedades cardíacas y el cáncer. También aportan fibra soluble, la cual reduce la probabilidad de desarrollar enfermedades coronarias o diabetes.



  B. Relación de control, relaciones patológicas: El elemento Madera ( Hígado) controla a la tierra que corresponde al órgano Bazo el cual se relaciona con el el Estomago. Nos centramos en el Estomago ya que las células parietales de este producen ácido clorhídrico para degradación de los alimentos, también produce bicarbonato de sodio que pasará a la sangre como la base más fuerte. Las bases son necesarias para neutralizar el ácido y para el funcionamiento de los órganos. Por lo tanto si el estomago ya de por sí esta generando ácido y le suministramos un exceso de ácido con las comidas o sustancias ácidas y las bases que se generan no son suficientes para contrarrestar al ácido este ocasionará deficiencias en el estomago, por ejemplo puede producir ulceras de estomago.



 SABOR AMARGO – Corresponde al elemento Fuego. – Órgano: Corazón. – Drenar y contrarrestar la humedad.



  A. Relación de generación, relaciones fisiológicas:  El elemento Fuego ( Corazón) genera a Tierra ( Bazo). El Bazo es el encargado del transporte y transformación de los alimentos. Los principios amargos estimulan el apetito al actuar sobre el hipotálamo y al aumentar los movimientos estomacales. Estas propiedades son muy útiles para personas desnutridas o débiles que tienen poca hambre, por ejemplo niños inapetentes, personas que salen de un periodo de convalecencia, anoréxicos.  Además de abrir el apetito, los principios amargos son muy útiles para favorecer la digestión ya que estos principios amargos estimulan la producción de las hormonas gástricas: bilis, jugos pancreáticos, jugos estomacales; los cuales consiguen una perfecta trituración para poder ser absorbidos por el organismo. También ayudan a metabolizar las vitaminas liposolubles: A, E, D, K, consiguiendo un mejor metabolismo con un aprovechamiento más eficaz de los nutrientes.



  B. Relación de control, relaciones patológicas: El elemento Fuego ( Corazón) controla al elemento Metal ( Pulmón). El amargo tiene la característica de secar, de purgar el calor y secar la humedad.  El Pulmón controla la piel, por lo tanto si hay un exceso de amargo en la dieta esta afectará al pulmón, pudiéndolo observar gracias a que la piel comenzará a deshidratarse, pues el amargo seca, llegando hasta arrugar.



  SABOR DULCE – Corresponde al elemento Tierra. – Órgano: Bazo – Fortalece, humedece, ayudan a tonificar el cuerpo.



  A. Relación de generación, relaciones fisiológicas:  El elemento Tierra (Bazo) genera al elemento Metal (Pulmón). El sabor dulce tiene la característica de humedecer. Así pues, en caso de sequedad en la garganta, por ejemplo por una invasión de viento patógeno externo que ataca al pulmón podríamos humedecer y suavizar la garganta con el sabor dulce, por lo tanto es lícito decir que el dulce produce mejorías en la función pulmonar.



  B. Relación de explotación, relaciones patológicas:  El elemento Tierra (Bazo) explota al elemento Agua (Riñón).  El azúcar está constituido únicamente por sacarosa quimicamente casi pura. Para llegar a tal estado ha sufrido numerosas transformaciones químicas, con lo cual se han destruido o eliminado todos los demás componentes vitales que la acompañan. Entre estos elementos destruidos o eliminados, merecen particular interés las vitaminas y las materias minerales, entre ellas el óxido de calcio. El azúcar, aunque químicamente sea sacarosa pura, es un producto artificial, muerto. Una vez ingerida (azúcar, caramelos..etc…) busca inmediatamente unirse con las sales minerales que le faltan y que encuentra en la sangre, particularmente el calcio.  Así se forma el sucrato de calcio sustancia que el organismo no puede aprovechar, siendo entonces eliminado por el intestino, riñones…  De esa forma el organismo se despoja del calcio que normalmente contiene la sangre, sufriendo sus consecuencias: caries en los dientes, raquitismo, reblandecimiento de huesos osteoporosis.  Con esto vemos que un exceso de azúcar ( no diremos sabor dulce ya que la miel sin embargo sería un elemento dulce pero esta es una materia viva la cual solo proporciona la organismo efectos beneficiosos, además de contener calcio en su composición que permite fortalecer los dientes y el esqueleto).  perjudica a los huesos, y con ello al Riñón ya que estos están relacionados con el órgano Riñón.



  SABOR PICANTE – Corresponde al elemento Metal – Órgano: Pulmón. – Mueve la energía, vigoriza la circulación de la energía , quita el estancamiento, dispersa, abre los poros, libera la superficie de enfermedades por factores patógenos externos, diaforesis.



    A. Relación de generación, relaciones fisiológicas: El elemento Metal (Pulmón) genera al elemento Agua ( Riñón).  El sabor picante es diurético, favorece la orina. Así pues, el sabor picante es capaz de regular el metabolismo del agua. Esta es la relación que hay entre el sabor picante y el Riñón, pues el picante favorece la micción.



  B. Relación de control, relación patológica:  El elemento Metal ( Pulmón) controla al elemento Madera (Hígado).  Un exceso del sabor picante puede producir que el Hígado se vea afectado, en muchas ocasiones podemos constatarlo con signos como: ascenso de Yang de Hígado, hiperactividad, irritabilidad, insomnio.



  SABOR SALADO – Corresponde al elemento Agua. – Órgano: Riñón. – Enfría, humedece, va hacia abajo, suaviza, elimina masas, retiene líquidos.



    A. Relación de generación, relación fisiológica:  El sabor salado viene dado principalmente por aquellos elementos que contienen cloruro sódico (sal). El sodio junto con el potasio son fundamentales para el equilibrio de los líquidos. El cloro es esencial para mantener el equilibrio del potasio y sodio. El potasio y el sodio regulan los líquidos, acrecientan la excitabilidad neuromuscular en el corazón, músculos y sistema nervioso, interviene en la formación de las proteínas y también en la síntesis del glucógeno. Esta última función, la síntesis del glucógeno, pertenece a una de las funciones que realiza el Hígado, por lo tanto, podemos decir que el sabor salado según la teoría de los cinco elementos genera a Hígado.



    B. Relación de explotación, relación patológica:  El elemento Agua (Riñón) explota al elemento Fuego (Corazón). El exceso del sabor salado, es decir el exceso del cloruro de sodio a largo o medio plazo provoca problemas en el buen funcionamiento del organismo, ya que se pueden dar afecciones tales como: hipertension, afecciones coronarias,irritabilidad, retención de líquidos, sobrecarga de trabajo para los riñones, estos serian algunas de los efectos que provocaría un exceso de sal. En condiciones normales de salud, los Riñones tienen la capacidad de regular la concentración del cloruro sódico y provocar un aumento de la orina. No obstante, el exceso de sodio a medio o largo plazo tiene consecuencias en el organismo. Retiene el agua, lo que obliga al corazón, al hígado y riñones a trabajar por encima de sus posibilidades.  El riesgo más evidente del exceso de sodio es la mayor probabilidad de desarrollar hipertensión arterial, ya que al retener el agua, aumenta el volumen del sangre y por lo tanto la presión de misma. Por lo tanto un aumento excesivo del sabor salado perjudicaría considerablemente al órgano Corazón.

La consciencia del funcionamiento de estos sabores y sus consecuencias sobre nuestra salud, pueden verificarse tanto en las clases de chi kung, como a la hora de alimentarnos, siempre que apliquemos la atención justa en cada caso y así, podamos ir verificando lo que aquí se informa.
Por supuesto, siempre es conveniente la consulta con un especialista en MTC para evacuar cualquier duda al respecto.

En una próxima entrada haré, referencia al aspecto emocional que la ingesta de estos sabores produce en nuestra mente y cuerpo. Por ahora digo:

Soy sal, pero una pizca para no endurecer el espíritu.
Soy ácido, pero poco, para no quemar el cuerpo.
Soy amargo, apenas un mínimo, para no arrugar el alma.
Soy dulce pero no tanto, no sea cosa que empalague el ego.
Soy picante, pero solo un pellizco o exaltare la ira.

Shodo Rios

Fuente consultada:
https://acupunturaalicante.wordpress.com/2013/10/15/los-cinco-sabores-en-la-medicina-tradicional-china/


domingo, 7 de octubre de 2018

Algo más sobre Haikus






No cualquier poema de una estrofa con tres versos, de 5,7,5 sílabas, puede considerarse un haiku. Para que sea un haiku debe tener AWARE. con esa palabra hacemos referencia a la emoción, la sensación vivida por el autor en un momento determinado. El haiku sugiere la emoción que el autor sintió y tiene que ser capaz de transmitirla al lector. Puede ser alegría, asombro, tristeza,compasión, etc.
Por todo esto, el haiku no es una explicación, no es producto de la imaginación. Sí es el resultado de un momento vivido con profunda emoción y se tiene el "deber" de compartir. Y agrego; el haiku, como zazen, no son para el beneficio propio sino, para el de todos los seres; por eso se vuelve una ofrenda, de corazón a corazón.

Aquí les comparto un Haiku de quien es considerado el creador de este tipo de poesía, el Maestro zen Basho quien vivió durante el siglo XVII en Japón.

"Flores de ciruelo
entre ellas
la melancolía florece"

Me atrevo, una vez más, a compartirles uno de mi cosecha:

"Gotas de lluvia
caen sobre el cristal
y de su rostro"

Por último, recuerden que leer un haiku, requiere lentitud y repetición. como cuando estamos degustando algo y deseamos compenetrarnos con ello. Gassho

Shodo Rios


miércoles, 3 de octubre de 2018

Lo Simple (Haiku)




A Vane

"La mermelada
sobre el pan y el sol
sobre las plantas"

Shodo Rios

Comentario: Sólo cuando en ese exacto instante de "no yo" (sin ego que rechaza o aprehende) es cuando lo simple se contempla desde la simpleza y el espíritu del SER.